30 de NOVIEMBRE: DÍA MUNDIAL DE LA ACUICULTURA

 

 

 


 

En colaboración con los distintos agentes del sector, el Observatorio Español de Acuicultura pone en marcha está iniciativa que cumple su sexta edición el próximo 30 de noviembre 2017. A través de la celebración del “Día de la Acuicultura” se busca trasladar a la sociedad la importancia de la Acuicultura en nuestro país y el compromiso de ésta con el desarrollo sostenible, la I+D+I y la creación de riqueza y bienestar en las zonas rurales y en los litorales.

 

Fuente: MAPAMA


 

La falta de agua en los caudales de los ríos y en otras fuentes de agua dulce provoca que los peces reciban menos alimento y una merma de la productividad de las granjas de trucha, según ha declarado a Efeagro el director-gerente de la Organización de Productores Piscicultores (OPP), Raúl Rodríguez.

Por ello, la producción nacional se quedará en 17.000 toneladas, un 23 % menos frente al volumen previsto (22.000), según Rodríguez.

Este recorte de producción de 5.000 toneladas -de las que 3.000 podrían ir a exportación- se traducirá en una bajada de facturación de este sector acuícola que el responsable de la OPP cifra en 20 millones de euros.
La comercialización media de los piscicultores dedicados al cultivo de truchas ronda los cien millones de euros anuales -teniendo en cuenta los precios en origen-, pero si se cuentan los precios en destino se eleva a los 200, según la misma fuente.

Consecuencias en 2018

Rodríguez ha alertado de que las consecuencias de la sequía se pueden extender a 2018, porque los acuicultores “tienen miedo” a la hora de planificar, temen que el clima continúe así el año próximo y, por ejemplo, no consigan vender pescado para repoblación.

La producción nacional de trucha genera tres mil empleos (1000 directos) , según OPP

Ante esos planes, la cría de trucha podría volver a situarse el año que viene entre las 17.000 y 17.500 toneladas, frente a las previsiones medias de 23.000.
Otra consecuencia, según Rodríguez, es la pérdida de clientes, especialmente en los mercados exteriores donde la trucha española se abre camino.
El responsable de la OPP ha pedido al Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente ayudas para compensar los efectos económicos de la sequía en este segmento acuícola.

La producción de trucha nacional genera mil empleos directos y, si se suman los puestos de trabajo indirectos, esta cifra asciende a 3.000.
Por otro lado, el director gerente de la patronal de acuicultura Apromar, Javier Ojeda, ha solicitado, en declaraciones a Efeagro, que dentro de las coberturas del seguro para piscicultura se incluyan los daños por sequía.

Fuente: EFEAGRO