Abierta la convocatoria de ayudas del Proyecto DIVA

La digitalización, monitorización, robotización o aplicación del Big Data, parecen tecnologías exclusivas del sector industrial o, del terciario. Nada más lejos de la realidad. A día de hoy, existen multitud de proyectos desarrollados por nuevos emprendedores y por autónomos del campo de toda la vida en los que se aplica la tecnología. Por eso, se ha puesto en marcha, hasta el 31 de enero, la segunda convocatoria del Proyecto DIVA que permitirá acceder a agricultores y ganaderos hasta 60.000€ de ayudas europeas para proyectos de innovación e internacionalización, pero incluido ayudas en la adquisición de materiales, infraestructura y tecnología.


Plazo: hasta el 31 de enero de 2020

Tras el éxito logrado en su primera convocatoria, vuelve la segunda edición del proyecto DIVA, una iniciativa europea que busca apoyar a los pequeños negocios del sector agrícola y ganadero que introduzcan nuevas tecnologías en sus explotaciones, o que quieran exportar sus productos al extranjero, según recoge Daniel Ghamlouche en la web autonomosyemprendedores.es.

La primera edición del proyecto concluyó, a principios de este año, con un total de 141 propuestas presentadas. De todas ellas, 66 solicitudes pasaron a la siguiente fase y recibieron financiación por un importe total de 1,3 millones para digitalizar sus explotaciones agrícolas o ganaderas. Entre los subvencionados, también hubo proyectos forestales y medioambientales.

Tras los “buenos resultados” cosechados, se abre la segunda convocatoria de ayudas del proyecto DIVA, financiado a través de la iniciativa europea Horizonte 2020. Ésta, pretende fomentar la innovación aplicada a negocios de los sectores productivos agroalimentarios, ayudando a introducir la tecnología a lo largo de toda su cadena de valor: desde la producción de la materia prima, pasando por el procesado en fábrica, hasta la fase de transporte, la logística y su llegada al consumidor.

Todos aquellos pequeños y medianos negocios de estos sectores, ubicados en España -y hasta siete países europeos-, podrán optar a ayudas de hasta 60.000 euros.

CHEQUES DE HASTA 60.000€ A FONDO PERDIDO HASTA EL PRÓXIMO 31 DE ENERO DE 2020

Los pequeños negocios que incorporen tecnologías a los sectores agroalimentario, forestal o medioambiental podrán optar a subvenciones a fondo perdido de hasta 60.000€ por candidatura. Hay tres modalidades diferentes, en función de las necesidades de cada proyecto:

Para aquellos negocios en vías de consolidación, el proyecto DIVA ofrece dos posibilidades, con cheques a fondo perdido de hasta 10.000 euros.

Financiar actividades de maduración de sus modelos comerciales, es decir, dar soporte a sus productos, procesos, servicios y tecnologías innovadoras, a través de servicios de consultoría o mentoring en estrategias, planes de negocio, patentes o propiedad intelectual.
Financiar actividades de maduración tecnológica, es decir, dar soporte a la producción de nuevos planes o diseño de productos innovadores. En este apartado se admitirá todo lo que se refiera a la implantación de nuevas tecnologías tanto en procesos como en servicios para las explotaciones.
El proyecto DIVA ofrece también cheques -esta vez, de hasta 30.000 euros- para financiar cualquier actividad dirigida a internacionalizar los pequeños negocios agrícolas y ganaderos. Para ello, se les dará acceso a una red internacional de expertos y consultores, que les permita mejorar la propuesta de valor, y por tanto garantizar su éxito a nivel internacional.

El tercer eje que ofrece el proyecto europeo está dotado de cheques de hasta 60.000€, y va dirigido a startups o negocios de reciente creación que deseen testar sus innovaciones y recibir apoyo para ponerlas en marcha. Se trata de ayudas para la demostración -tanto a baja como a alta escala- de sus productos, soluciones, procesos o servicios innovadores. Así, se pondrá a su disposición un entorno para probar su validez.

La segunda convocatoria del proyecto está abierta desde el pasado 26 de noviembre, y se admitirán solicitudes hasta el próximo 31 de enero de 2020. Los interesados podrán presentar su candidatura de forma online a través de las diferentes opciones que ofrece el proyecto europeo.

La inscripción puede formalizarse en el formulario general del proyecto DIVA, o en los puntos nacionales de contacto, que darán soporte para orientar cada propuesta según sus necesidades.​

Mas información [Aquí]

Fuente: Agroinformación