Carta de Alfonso Artigao

Queridos compañeros:

            Con la toma de posesión, el día 22, de los nuevos miembros elegidos para vocales de la Junta de Gobierno del Colegio, en las elecciones del pasado noviembre, terminó mi presencia en el órgano de dirección del Colegio.

Han sido muchos los años en los que he estado ligado, de una u otra forma, a la actividad colegial, primero en el Colegio de Levante y después en nuestro querido Colegio de Albacete; y la verdad es que la memoria me trae al pensamiento que han sido muchos más los buenos momentos vividos que aquellos que podríamos calificar de ingratos.

            Si hago balance de todos estos años, el mejor saldo corresponde, indudablemente, a la mayor oportunidad que he tenido de tener un contacto más estrecho con muchos de vosotros y al enriquecimiento que dicho contacto me ha supuesto en los aspectos profesionales y humanos. Por todo ello y por el trato que me habéis dispensado durante tanto tiempo, sólo cabe decir una palabra: ¡GRACIAS!

            En el ámbito colegial, abandono las tareas de gobierno con la satisfacción de ver un Colegio plenamente consolidado, vivo, lleno de gente joven con ilusión y que está dirigido por unos excelentes compañeros que vuelcan en él toda su experiencia y energía.

            No querría acabar estas líneas de despedida, sin hacer llegar mis excusas y pedir perdón, a aquellos de vosotros que en algún momento de mi trayectoria colegial os hayáis visto no suficientemente atendidos o incluso ofendidos; nunca fue mi intención provocar esas situaciones y sé que, en su caso, vuestra generosidad habrá conseguido olvidarlas.

            Quedo a disposición de la nueva Junta de Gobierno del Colegio, para cuanto deseen de mí y también a disposición de todos vosotros, con mi profundo agradecimiento.

            Un fuerte abrazo

Alfonso Artigao

 

 

 

Noticias relacionadas:

La Tribuna del Colegiado