Economía circular: De lodos de depuradoras a compost para Agricultura

Los fangos de las depuradoras pueden tener una segunda vida útil y en ello trabaja desde hace años la empresa Global Omnium, que consigue cada año 10.000 toneladas de compost para terrenos de cultivo y para jardinería.

Será uno de los proyectos que se van a abordar en las Jornadas de la Red Española de Compostaje que se celebrarán del miércoles al viernes en Valencia, organizadas por el Instituto Valenciano de Investigaciones Agrarias (IVIA) y Global Ominum.

Uno de los técnicos del proyecto, Pedro Rojo, ha detallado a Efeagro que los lodos de depuradoras son el segundo residuo en volumen que genera cualquier población y que, por su origen, “hay que manejarlo con rigor y gestionarlo correctamente”.

En la planta de Onmium en Calles (Valencia) se empezó a trabajar en un tratamiento para elaborar el subproducto que posteriormente se aplica directamente en el campo de cultivo, previo estudio de la calidad del suelo.

Aunque “inicialmente y como todas las novedades” costó divulgar sus beneficios a los agricultores, tras numerosos ensayos en fincas privadas se obtuvieron resultados “más que positivos” y ya están implantados en Aragón, Cataluña, La Rioja y Andalucía.

Aplicación frente a la desertización

Es un producto que tiene muy buena aplicación para frenar el proceso de desertización que afecta en especial al Sureste español, ha señalado Rojo.

El técnico de este proyecto ha señalado que en 2001, cuando comenzó la instalación de la primera planta, “todo sonaba raro y los productores tenían raparos”, mientras que ahora “se trabaja a demanda” e incluso “tenemos que ir reservando producto porque hay más demanda de compost del que podemos producir”.

Entre 8.000 y 10.000 toneladas

En estos momentos, la producción es de entre 8.000 y 10.000 toneladas al año que también se están comercializando ya para viveros y jardinería y no sólo en agricultura convencional.

En las jornadas de esta semana, con el título “Gestión integral de residuos orgánicos: Poniendo en marcha la economía circular en la sociedad” se analizará también cómo se trabaja y se investiga para dar una segunda vida a los residuos agrícolas y ganaderos.

Así, hay previstas ponencias sobre los subproductos orgánicos de la aceituna de mesa, el compostaje de lodos y la paja de arroz o la gestión de residuos en las granjas cunícolas.

En otras de las sesiones se tratarán la puesta en valor de compostajes de los restos vegetales en el mercado de abastos de Valencia, el reciclado de residuos en mataderos, un sistema de recuperación de amoniaco de purines de cerdo mediante evaporación al vacío o los inoculantes microbianos para suelos contaminados con alpechín.

Fuente: EFEverde