La finalización de la sustitución de bombeos en la zona regable de La Mancha Oriental tendrá cuantificación económica

La finalización de las obras de sustitución de bombeos en la zona regable de la Mancha Oriental que se encuentran pendientes de ejecución desde hace varios años, y que permitirá el reemplazo de las aguas procedentes de captaciones de aguas subterráneas en esta zona por aguas superficiales del Rio Júcar, tendrán cuantificación económica.

Este compromiso en infraestructuras hídricas ha sido expuesto en la reunión que mantuvo ayer el director provincial de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Manuel Miranda con el presidente de la Confederación Hidrográfica del Júcar (CHJ), Manuel Ignacio Alcalde, en la sede de este organismo de planificación hidrológica.

Según Manuel Miranda, el presidente de la CHJ ha trasladado que se está realizando en estos momentos, el estudio de las alternativas que concreten las obras a ejecutar considerando criterios tanto económicos como ambientales, con una previsión de finalización de este estudio para el mes de enero de 2019.

El director provincial de Agricultura de Albacete ha subrayado la importancia que tiene la finalización de estas infraestructuras, ya que permitirá “materializar las reservas contempladas en el Plan Hidrológico de Cuenca del Júcar, cuyo destino es la consolidación de riegos en la Mancha Oriental (Albacete-Cuenca) y para el posible desarrollo de nuevos regadíos”.

Miranda ha puesto de manifiesto “el gran interés que tiene para el Gobierno regional la realización de estas actuaciones”, ya que de ellas depende la transformación en regadío de la zona regable del Canal de Albacete y que comprende los municipios de La Gineta, La Herrera y Montalvos, y que supondría la puesta en riego de aproximadamente 3.000 hectáreas de unos 350 agricultores de esos municipios.

Tarifas repercutidas del Tajo-Segura

En otro orden de cuestiones, la Junta de Comunidades y la CHJ han analizado las tarifas repercutidas a los regantes de la provincia de Albacete derivadas del acueducto Tajo Segura, asegurando el director provincial de la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, que supondrán “un gravamen importante para los regantes albacetenses”, apuntando que se trasladará a la Comisión de Explotación del Acueducto Tajo Segura, organismo competente en la fijación de esta tarificación.

Para finalizar esta reunión, el Gobierno autonómico ha agradecido al presidente de la Confederación Hidrográfica del Júcar (CHJ), su disposición para resolver y agilizar estos asuntos pendientes que afectan directamente a la provincia de Albacete, ofreciendo la colaboración institucional que redunde “en el beneficio del interés general de la población de esta provincia”.

 

Fuente: El Digital de Albacete