Sector Apícola de Castilla-La Mancha, motor de desarrollo rural y sostenibilidad

La apicultura está considerada como una actividad de valor estratégico por parte de la Unión Europea dada su estrecha vinculación con la preservación de los cultivos y la biodiversidad, a través de su indispensable labor polinizadora. Los programas nacionales de apicultura, financiados con Fondos Comunitarios, han contribuido a que en los últimos años estemos asistiendo en Españaa un mayor crecimiento y profesionalización de este sector que, en Castilla la Mancha, con la D.O.P Miel de la Alcarria como su exponente más reconocido, se ha convertido en todo un reclamo para las nuevas generaciones.


Por Milagros Jurado

Tal y como explica la responsable del Laboratorio de Mieles y Otros Productos de la Colmena del Centro de Investigación Apícola y Agroambiental de Marchamalo, Amelia Virginia González-Porto, “la concienciación sobre el mantenimiento de los hábitats y la conservación de la diversidad y la eficacia de esta actividad en la consecución de dichos objetivos ha favorecido elacercamiento de, sobre todo,los más jóvenes al mundo apícola”.“Son varias las nuevas explotaciones apícolas -añade- surgidas en los últimos años con origen en ambos perfiles, la polinización y conservación del ecosistema y la búsqueda de un medio de vida”.

En su opinión, “parece existir un relevo generacional, y, por otro lado, un mayor interés por la innovación en el manejo, por conocer los últimos avances en la lucha contra los factores que afectan la salud de las abejas, como los patógenos o los pesticidas, y, todos aquellos datos que aporten beneficios a la comercialización de los productos apícolas, como los relacionados con su calidad y su posible valoración nutritiva y saludable, que son un tema actualmente solicitado por los consumidores”.

De acuerdo con los indicadores del sector apícola en 2016, publicados por el MAPAMA, aunque sólo el 18% de los apicultores son profesionales (aquellos con explotaciones de más de 150 colmenas), éstos concentran más del 80% del censo nacional. Este grado de profesionalización, unido a los datos productivos, refleja la importancia del sector apícola español, que se sitúa a la cabeza de Europa, con el 16% del censo total de colmenas de la Unión. […]

Fuente: Ganadería